¿Qué es el trekking?

| |
El trekking es una actividad que consiste en recorrer diferentes paisajes y comarcas, ya sea en zonas montañosas, glaciares, bosques, zonas marítimas, ribereñas, y cualquier otra clase de terreno donde se pueda complementar el simple hecho de "caminar" con el agregado de un espíritu aventurero. Incluso -y aunque parezca contradictorio- puede llevarse a cabo en la ciudad.
 
Primeros pasos
 
El trekking es una actividad que sorprende y entusiasma hasta al más escéptico. Es muy común que tantos paisajes y experiencias transformen al mas citadino en un "baqueano". Es bueno dejarse llevar por ese espíritu para sentirse cómodos y para renovar permanentemente las ganas de caminar y de descubrir lugares y paisajes que de otro modo no podrían ser vistos.

Porque de eso se trata, eso es el trekking: caminar, recorrer senderos, encontrar bellezas naturales ocultas para el espectador pasivo, y por supuesto, dejarse deslumbrar por las imágenes, por los sonidos y los olores para ganar así en sensibilidad y darse cuenta que siempre es posible llegar un poco más lejos.

La pregunta del momento es: Cómo ponerse en marcha...

Tu primera excursión

Arrancar es lo más importante. Luego los hechos van sucediéndose uno tras otro, uno va ganando experiencia, y casi sin darse cuenta va ampliando su horizonte, corriendo los límites. No quiero hacer de este artículo un slogan vendedor...pero ya vas a ver que los límites se van corriendo.

Algunos ingredientes fundamentales para dar el puntapié inicial: no corras riesgos innecesarios, no pongas en riesgo tu integridad física ni la de los demas. Es propio del carácter de muchas personas creerse los dueños de la montaña, sentirse omnipotentes frente a las fuerzas de la naturaleza, pero cuidado! Esta actitud es impropia, y amplifica los riesgos menores convirtiéndolos en posibles accidentes. Pero no te asustes! Solo tenes que ser responsable. Como me dijo un gran amigo estando en la Patagonia en Enero del 2001: "Si no la respetás, la montaña te chupa, es como el mar". Existen tristes antecedentes de accidentes -varios de ellos fatales- en las diversas comarcas donde se practica esta actividad. Pero no te asustes! Solo quiero decir que más vale prevenir que curar, y no quiero hacerte creer que el trekking sea peligroso, sino que el peligro puede ponérselo aquel que lo practique irresposablemente, de la misma forma que cruzar una avenida puede convertirse en algo muy peligroso a menos que observes con cuidado y lo hagas por lugares seguros.

Bueno, suficientes "consejos de madre" por el momento: a caminar se ha dicho!!!!
Para que esta explicación sea lo más didáctica posible voy a remitirme a un ejemplo real.

Muchos de los que ya nos iniciamos en esta actividad tuvimos el gran placer de que nuestro "bautismo de trekking" fuera la excursión hacia el Refugio del Cerro López (1620 mts SNM), en la comarca Sur del lago Nahuel Huapi, Patagonia Argentina. Esta excursión es recomendable incluso para gente experimentada como primera actividad de la temporada, ya que sirve para lograr un buen "ablande" muscular, y para poner la mente en "estado de trekking". Para quien va por primera vez: el estado físico determinará cuanto tiempo llevará la caminata, y el equipamiento que se posea hará posible o no que modifiquemos el itinerario previsto, aumentado así la complejidad y la duración.

Estamos en presencia de una picada que se caracteriza por tener una pendiente bastante importante que nos acompañará durante todo el trayecto. Recomiendo hacer paradas breves de descanso para renovar el aire y descansar los músculos, pero no hay que dejar que el cuerpo se enfríe. Te aconsejo llevar abrigo, ya que la temperatura va descendiendo de forma apreciable a medida que subimos debido a los vientos. Te podes preparar mejor en este sentido si prestás atención al pronóstico meteorológico de la zona. No te recomiendo subir con lluvia.... además, la belleza del paisaje se potencia con un día despejado.

Salir de mañana es lo ideal, con un desayuno rico en carbohidratos y azúcar. Lleva una cantimplora llena de agua fresca, en esta picada no hay muchas posibildades de recargar el líquido vital, ya que los pequeños cursos de agua con los que te vas a cruzar arrastran demasiados sedimentos y algo de tierra.

Es muy útil en todos los casos -para no llevar cosas innecesarias y alivianar el equipaje- saber con que recursos se cuenta en cada excursión. Para este caso no necesitas mucho: un calzado con suelas adherentes -zapatillas de suela alta o botas para trekking-, una cantimplora, un kit mínimo de primeros auxilios, anteojos de sol, filtro protector solar, manteca de cacao para labios, 2 pares de medias, pantalones livianos -tipo jogging o bombachas de campo- o shorts en caso de preverse un dia caluroso, remera de algodón o camisa liviana, buzo o sweater, campera, y una mochila de ataque o común -pero no excesivamente grande ni pesada- donde colocar las cosas mientras no las uses. Una buena opción es una mochila de 40 lts. con riñonera, para que el esfuerzo sea realizado por las piernas y no por la espalda, y evitar así posibles lesiones.

Es prácticamente imposible perderse puesto que la picada esta muy bien mantenida y señalizada, así que no necesitás llevar mapa, a menos que ya se te haya comenzado a despertar el fanatismo y quieras saber instante a instante donde estás, cuanto falta para llegar, y que cerros te rodean.

Bueno, no me extenderé más en este recorrido en particular, ya que el objetivo de este artículo era brindarte una serie de consejos básicos para comenzar. Así que ahora todo queda en tus manos y en las de tus compañeros de aventura. Se responsable y así podrás disfrutar mucho más de esta hermosa actividad!

Muchos éxitos!